Categorías
Biografía

Travis Kalanick

Si cuando hablamos de Bill Gates, rápidamente todo el mundo lo identifica con Microsoft, o Steve Jobs con Apple, o Mark Zuckerberg con Facebook, mucho menos conocidos son otros emprendedores que han fundado empresas tecnológicas menos poderosas pero bastante influyentes, como es el caso de Uber.

Si preguntamos en la calle por Uber, la mayoría de los transeúntes sabrá de qué hablamos (ni que sea por sus polémicas con el gremio del taxi), pero si interpelamos a las mismas personas sobre la identidad de su fundador, pocos podrán responder con su nombre.

Travis Kalanick es un emprendedor y empresario norteamericano del sector de la tecnología, conocido sobretodo por ser uno de los fundadores y CEO (hasta 2017) de Uber.

Kalanick nació el 6 de agosto de 1976 en Los Angeles, California, criándose en el barrio de Northridge ubicado en el Valle de San Fernando, el típico barrio residencial mayoritariamente de casa unifamiliares que podemos ver hasta la saciedad en muchas películas.

Su interés por la tecnología le viene desde joven, habiendo aprendido a programar en el instituto (middle school en los Estados Unidos). Esto marcó su devenir, ya que al entrar en la universidad (Universidad de California, UCLA) cursó estudios de ingeniería informática.

Como otros grandes emprendedores del mundo de la tecnología (léase Bill gates o Steve Jobs, por ejemplo), Kalanick tampoco terminó sus estudios universitarios, dejándolos para enrolarse en una start-up.

No, no era Uber. Aún no; corría 1998, y la empresa se llamaba Scour, que también denominaba su producto, un servicio de intercambio de archivos P2P y buscador de archivos multimedia. Era la época del florecimiento de estos servicios (al año siguiente llegaría Napster).

Kalanick no se contaba entre sus fundadores, pero se enroló pronto en el equipo, aunque esta empresa y su sistema de intercambio acabaron como era de esperar: denunciados a mediados del 2000 por la RIAA, Scour se vió en la obligación de echar el cierre.

Podríamos afirmar sin miedo a equivocarnos que Travis Kalanick es un emprendedor en serie, puesto que aún con las cenizas de Scour calientes, se embarcaba en Red Swoosh.

Esta última se basaba también en el intercambio de archivos P2P, y su gestión llevó a Travis a ser perseguido por la hacienda norteamericana (Departamento de IRS) por evasión de impuestos y fraude. No sería la última polémica en la que este emprendedor se vería inmerso a lo largo de su vida, como veremos más adelante.

En 2007, el mismo Kalanick conseguía vender la compañía a Akamai, un gigante de la gestión del tráfico de datos en Internet, por 19 millones de dólares.

En 2009 Kalanick cofundaba en San Francisco y junto a Garrett Camp, una pequeña start-up que basaba su modelo de negocio en que las personas que tenían coche, pudieran ofrecerlo a modo de taxi a tiempo parcial. Había nacido Uber.

La nueva empresa creció como la pólvora pese a su enfrentamiento con el gremio de los taxistas allá donde fuera, y fue un emblema de las empresas conocidas como “unicornios”, con una alta valoración bursátil pero con un modelo de negocio difuso, que no se sabe si aportará beneficios, aunque con gran potencial para revolucionar un sector.

Uber impulsó que, en muchas ciudades (pues sólo establece su servicio en grandes áreas urbanas) se haya establecido una regulación que protege a los taxistas en detrimento de Uber.

En 2015, Uber ya operaba en 360 ciudades de 66 países. En este tiempo, el estilo de gestión de Kalanick, CEO desde su fundación hasta su dimisión en 2017, se ha visto acompañado de la polémica.

Al parecer, Travis Kalanick habría llevado un estilo de dirección marcadamente sexiste en la empresa.

De hecho, el 85% de los ejecutivos de Uber eran varones en el momento de su dimisión, lo que apoya la tesis. Además, también se le acusaba de ocultar las acusaciones de acoso sexual que se hacían en la empresa, y de no hacer nada al respecto.

Pero las acusaciones contra Kalanick iban más allá, al acoso personal y a ignorar cómo se sentían sus subalternos para imponer su voluntad, no razonar con ellos y adoptar las mejores decisiones.

El trato a los conductores, y su consideración de que no son empleados cuando, en algunos países, se ha obligado a la empresa que los acepte como tales, es otro ejemplo de la búsqueda de la maximización de los resultados sin tener en cuenta las consecuencias para las personas.

En 2017, y tras unos meses de tensiones con el consejo de administración, Kalanick es obligado a dimitir.

La puntilla a su carrera como CEO en Uber podría haber sido un vídeo de cámara oculta en el cual se le ve discutiendo con un conductor de Uber por la tarifa, y publicado por Bloomberg en YouTube.

Pese a dimitir como CEO, continúa manteniendo un asiento en el consejo de administración de Uber (*a diciembre de 2018).

Entre diciembre de 2016 y febrero de 2017 también formó parte, junto a otros ejecutivos de la industria tecnológica, del consejo económico del presidente Donald Trump, el cual se vio obligado a dejar debido a la mala imagen que estaba generando para la compañía.

Categorías
Biografía

Tim Berners Lee

La invención de la web tiene nombre y apellidos: Tim Berners Lee o, más apropiadamente, Sir Tim Berners-Lee, pues el investigador recibió el título de Caballero del Imperio Británico en 2004.

Pero ¿quién es este tímido y modesto ingeniero informático responsable de una de las creaciones más revolucionarias de los últimos tiempos?

Tim Berners-Lee nació en Londres el 8 de junio de 1955, en el seno de un matrimonio que ya trabajaba en un sector informático que justo empezaba a despegar.

Sus padres trabajaban en el proyecto del Ferranti Mark 1, el primer ordenador de propósito general que fue vendido comercialmente, y del cual se vendieron alrededor de una decena de unidades.

Es fácil imaginar que el entorno familiar tuvo una gran influencia en su elección de profesión para el futuro y, de hecho, el joven Tim aprendió desde muy pronto en su vida conceptos sobre electrónica.

Entre 1973 y 1976 estudió en el prestigioso Queen’s College de Oxford, doctorándose en física. Tras doctorarse trabajó un par de años en una empresa británica antes de sumarse al elenco de científicos que trabajaban en el Centro Europeo para la Investigación Nuclear, más conocido por sus siglas en inglés.

Fue en el CERN, donde ingresó en 1980, que Berners-Lee crearía la web a partir de una necesidad: intercambiar información entre científicos de forma estandarizada y coherente.

El problema era constatable entre los diversos grupos de investigación que trabajaban en el centro en aquel entonces: al intercambiarse datos mediante sistemas informáticos que eran distintos, a veces había mucho trabajo en arreglar formatos e información que no se podía traspasar directamente.

Debemos pensar en que la informática de la época era diferente de la actual. Hoy en día tenemos pocos problemas en utilizar una llave USB, por ejemplo, para intercambiar archivos entre sistemas distintos. Entonces esto no era tan fácil, y se convertía en toda una aventura.

En puridad, Tim Berners-Lee no inventó una nueva tecnología, si no que dio un nuevo uso a una ya existente.

Dicha tecnología era el hipertexto, que ya existía desde hacía tiempo, pero el hecho no le resta un ápice de mérito al científico inglés.

El desarrollo del primer servidor web y de la primera página se dió en una estación de trabajo NeXT, la marca que Steve Jobs creó al ser expulsado de Apple.

Corría 1989, y el invento de Berners-Lee corrió como la pólvora, pues facilitaba enormemente el intercambio de información. A principios de la década de los noventa del siglo XX, la web ya era un servicio común entre los -aún pocos- que utilizaban Internet.

No obstante, aún era uno de los servicios que la red proporcionaba, aunque poco a poco iría desplazando a los demás para convertirse en sinónimo de Internet.

Berners-Lee, de carácter introvertido, vivió los primeros años de este éxito bastante de espaldas a él, y a día de hoy (*diciembre de 2018) todavía afirma que él es una persona normal que no ha hecho nada extraordinario.

No obstante, también parece ser consciente de su fama, y lo ha aprovechado para realizar algunas declaraciones advirtiendo de los peligros de Internet.

Otra muestra de su humildad y falta de egocentrismo es que todo su trabajo está libre de royalties, no lo ha puesto a su nombre. Quienes le conocen afirman que no busca reconocimiento, si no que es una persona apasionada por su trabajo que disfruta con él, y que tiene suficiente con que otros también lo disfruten.

Poco después de crear la World Wide Web, en 1990, se casó con Nancy Carlson, una programadora informática que también estaba trabajando en Suiza (país donde el CERN tiene su sede), en este caso en la Organización Mundial de la Salud. Con Carlson tendría dos hijos, y se divorciarían en 2011.

En 1994, Berners-Lee se trasladó a los Estados Unidos, fundado allí el World Wide Web Consortium, organismo conocido también como W3C.

El W3C es el organismo que establece los estándares que debe seguir la web, tales como el lenguaje HTML o las funcionalidades estándares de los navegadores (browsers). También vela para que la red sea accesible a todo el mundo.

Para ello, y a imagen y semejanza de lo que ha hecho su creador, el W3C trabaja solamente con tecnologías que no estén sujetas a royalties.

Actualmente (diciembre de 2018), Tim Berners-Lee continúa siendo el director de esta organización.

Profesionalmente, y desde mediados de la primera década del siglo XXI, Tim Berners-Lee ha encadenado diversos trabajos en grandes proyectos.

Es el caso de su participación, a partir de 2009, en el proyecto de apertura de datos del gobierno británico, que buscaba hacer accesibles los datos de la administración a la ciudadanía en general y los desarrolladores.

Fuera de su actividad profesional, ha recibido numerosos galardones y reconocimientos por su trabajo en la web, que es a su vez considerado como uno de los mayores avances de la humanidad en materia de comunicaciones.

Entre estos reconocimientos, destaca el de Caballero del Imperio Británico que he mencionado al comienzo de este artículo.

Dicha distinción le otorga el derecho a utilizar la nomenclatura “Sir”, que podemos ver la mayoría de las veces anteponiéndose a su nombre.

En 2014 se casó con Rosemary Leith, una emprendedora de Internet canadiense afincada en Londres.

Categorías
Biografía

Satoshi Nakamoto

¿Habéis visto el film “Intriga internacional”? (en España titulado “Con la muerte en los talones”) El personaje de Roger Thornhill, interpretado por Cary Grant, es confundido con un agente secreto llamado George Kaplan. ¿Y por qué es confundido? Pues porque, realmente, George Kaplan no existe, es una invención de los servicios secretos americanos.

De la misma forma que Kaplan es un nombre con una reserva de hotel e, incluso, ropa en su armario, Satoshi Nakamoto es el creador de la moneda virtual bitcoin, pero… realmente este nombre es sólo un seudónimo que permite esconder la identidad del verdadero inventor.

La identidad que se esconde tras el nombre inventado Satoshi Nakamoto podría corresponder a una persona o incluso a un grupo de estas.

El nombre de Satoshi Nakamoto es publicado por primera vez en octubre del 2008 en un mensaje de correo electrónico enviado a una lista de distribución sobre criptografía.

Dicho documento se considera el manifiesto fundacional del Bitcoin y, en él, Nakamoto pone las bases teóricas de la futura moneda, de la cual él mismo (me referiré como si fuera una persona concreta) publicó el primer software para iniciar la cadena, y los primeros bitcoins.

Sólo era cuestión de tiempo que aquella pionera moneda despertara el interés de la prensa y la opinión pública y, con ello, el interés en saber quien era su autor y conocer más detalles de su vida y obra.

Nakamoto afirmaba ser un varón de 37 años residente en Japón, pero no daba detalles personales que pudieran llevar a su identificación. Las búsquedas de los periodistas fallaron en dar con él.

Cuando su verdadera identidad empezaba a ser un enigma, algunas voces empezaron a apuntar que era dudoso que fuera japonés, esgrimiendo su perfecto dominio del inglés (sí, esto no deja de tener un cierto deje racista) y que el código fuente del bitcoin no está documentado en japonés en ninguna de sus partes.

Esto último no es del todo lógico si pensamos en un proyecto ya pensado de entrada para ser de dimensión mundial.

El 3 de enero de 2009, Satoshi Nakamoto iniciaba el minado del primer bloque de bitcoins y, con ello, daba comienzo a una fiebre por la nueva criptomoneda digital que se transmutó en especulación hasta lograr que el bitcoin cotizara a un precio cercano a los 20.000 euros, sufriendo luego una bajada tan espectacular como su subida.

Curiosamente, y aún poseer varios bitcoins, excepto por unas transacciones iniciales a modo de prueba, no se ha gastado el resto de los que posee.

A mediados de 2010, Nakamoto empezó a desaparecer de la escena del bitcoin.

Traspasó la responsabilidad del desarrollo del software en el núcleo de bitcoin a diversos colaboradores, a la par que también cedía y traspasaba determinados dominios.

El interés por saber quién era se disparó y, por ello, diversas investigaciones acabaron concluyendo con diversas teorías sobre su identidad. Entre las más importantes podemos citar:

Hal Finney un pionero de la criptografía muerto en 2014 y que fue el segundo, tras nakamoto, en utilizar el software de bitcoin. Finney moraba cerca de una familia apellidada Nakamoto, lo que podría llevar a pensar de dónde pudo sacar la idea para el álias.
Dorian Nakamoto nacido con el nombre de Satoshi Nakamoto (demasiada coincidencia), y aunque ha negado ser el autor de la criptomoneda, habría asumido su paternidad en 2014 durante una entrevista que posteriormente negó.
Craig Wright quien, juntamente con David Kleiman (muerto en 2013) habrían utilizado el seudónimo. Ha negado repetidamente su intervención en la creación de la moneda.
Nick Szabo autor de un escrito sobre criptomonedas precursor del bitcoin, su nombre fue incluido en la lista de candidatos por el parecido estilístico de sus textos con los de Nakamoto, aunque él ha negado ser el buscado personaje.
Vili Lehdonvirta y Michael Clear sociólogo económico finlandés el primero, estudiante irlandés de criptografía el segundo. Ambos negaron ser Satoshi Nakamoto.
Neal King, Vladimir Oksman y Charles Bry, que en 2008 intentaron patentar un sistema que, en su definición, incluía la expresión “impracticable revertirlo computacionalmente” (computationally impractical to reverse), la cual era utilizada tal cual por Nakamoto en el paper que dió origen al bitcoin. Los tres lo negaron explícitamente
Shinichi Mochizuki, un matemático nipón apuntado por el articulista Ted Nelson. Aunque en un artículo posterior se indica que el aludido negó tal afirmación, no hay fuente ni constancia de ello.

Así, ¿nadie conoce la verdadera identidad a Nakamoto? Rumorean que algunos servicios secretos sí.

Dotados de potentes herramientas de espionaje, identificación y búsqueda, la NSA norteamericana, sabría por ejemplo quién se esconde tras el seudónimo, aunque nadie de dicha agencia ha respondido a tal afirmación.

Pese a todos los esfuerzos, a día de hoy (noviembre de 2018) la identidad real de Satoshi Nakamoto sigue siendo un misterio.

Categorías
Biografía

Larry Ellison

Si sois fans de las películas de superhéroes de la Marvel y, más concretamente, del personaje de Iron Man, seguramente recordaréis alguna mención por parte de Jarvis, la inteligencia artificial de Tony Stark, a “subir los datos a la nube de Oracle”.

Incluso, y si sois muy fans, seréis capaces de recordar una escena de Iron Man 2 que vemos en primer plano a través de los ojos de Tony Stark-Robert Downey Jr. en la que sale un tipo elegante con un poco de barbilla y bigote. Era Larry Ellison, el fundador de Oracle, la empresa varias veces mencionada por Jarvis.

Sin duda alguna, Oracle debió pagar una buena cantidad a la productora para que su servicio de computación en la nube saliera mencionado por el “bueno” de la película, en una práctica conocida como product placement.

Pero, ¿quién es ese caballero al que el personaje de Stark se refiere como “the oracle of Oracle”?

Lawrence Joseph Ellison, conocido simplemente como Larry Ellison, nació el 17 de agosto de 1944 en Nueva York, siendo hijo de madre soltera que lo dio en adopción a sus tíos.

Su padre era piloto de avión militar, lo que probablemente fomentó en Ellison su gusto por volar en jets de combate; además de tener la licencia de piloto para aviones civiles, gracias a su inmensa fortuna posee también dos cazas, uno de los cuales un MIG-29 de fabricación soviética que había sido previamente retirado del servicio activo y que fue adquirido por Ellison de “segunda mano”.

Se crió en Chicago con sus padres adoptivos (de confesión judía, aunque Larry se declara agnóstico), para trasladarse a California a la edad de 22 años. Fue en la Universidad de Chicago donde entró en contacto con la ciencia de la computación, que le atraería de inmediato marcando su futuro profesional.

A partir de aquí, Ellison trabajó en diversas compañías de informática, llegando a crear una base de datos para la CIA (que era cliente de Amdahl, para la cual trabajaba Ellison) que bautizó como… efectivamente, lo habéis adivinado: Oracle.

La idea de crear su propia empresa ya debía estar presente en la mente de Ellison, pues pasó temporadas breves en varias compañías, como si no le acabase de gustar ninguna y como si quisiera ver como se manejaban internamente, disponer de varios ejemplos antes de lanzarse él mismo a crear un negocio.

Efectivamente, en 1977 fundaría Software Development Laboratories (SDL), la cual cambiaría de nombre en 1979 para Relational Software y, definitivamente, se convertiría en Oracle Systems Corporation en 1982, siguiendo la denominación de su producto estrella, la base de datos Oracle.

Oracle no fue un caballo ganador de buenas a primeras, en un mercado dominado por IBM y Sybase, e incluso hoy debe repartirse el mercado con IBM y Microsoft.

Durante este tiempo, Ellison ha desarrollado un estilo propio de dirección de la empresa, así como un gusto por el lujo.

Antes he mencionado que es piloto de avión y que posee un par de jets de combate, pero también posee varios coches de lujo, mansiones, lleva un tren de vida elevado viajando a destinos de lujo sin escatimar nada… en definitiva, podríamos decir que es alguien que disfruta del éxito cosechado.

Se ha casado y divorciado hasta cuatro veces: con Adda Quinn (con quien estuvo desde 1967 hasta 1974), Nancy Wheeler Jenkins (entre 1977 y 1978), Barbara Boothe (del 83 al 86), y Melanie Craft (del 2003 al 2010).

Entre sus pasiones, además de la aeronáutica, destaca también la vela, en la cual ha competido además de ser propietario de equipos.

Entre estos, destaca el BMW Oracle Racing, con el cual ha competido en la Copa América y en la Copa Louis Vuitton, consiguiendo ganar la primera.

En 2009 Oracle realizaba un salto cualitativo y cuantitativo al absorber Sun Microsystems, ganando con ello una división de fabricación de hardware y un sistema operativo (Solaris), así como middleware y utilidades muy importantes.

Entre estas se encuentra el lenguaje Java, lo que dota a Oracle de la capacidad de ofrecer todo lo necesario a una empresa que quiera montar sistemas informáticos servidores, desde el hardware hasta el middleware, pasando por el sistema operativo.

Con ello, Oracle se convertía definitivamente en una de las grandes corporaciones tecnológicas de nuestro tiempo, a la par que Ellison ganaba fama e influencia en el sector tech, convirtiéndose en toda una figura mediática.

Categorías
Biografía

Tim Cook

Sustituir a Steve Jobs en la dirección de Apple no era tarea fácil bajo ninguna circunstancia. No ya por el enorme ego de este y la forma personal en cómo llevaba la compañía, o por su habilidad a la hora de elegir la tecnología que integrarían sus productos, si no por la auténtica reverencia que le profesaban los seguidores de la marca.

Pero a la hora de la verdad, Cook ha demostrado que sabe mantenerse firme en el mando y capitanear a Apple para que no pierda el compás de la época dorada que vive la compañía de Cupertino.

De Jobs, todos sabemos muchas cosas gracias a su notoriedad pública (hasta se han hecho varias películas sobre su vida en Apple), pero de Cook sabemos, en general, poco o nada. Ha llegado el momento de conocer algo de él también.

Timothy Donald Cook, más conocido simplemente como Tim Cook, nació el 1 de noviembre de 1960 en Mobile, Alabama, el “sur profundo” de los Estados Unidos, en el seno de una familia trabajadora.

A diferencia de otros empresarios y ejecutivos de Silicon Valley que disfrutaron de una educación esmerada o que, por méritos propios, pudieron estudiar en los centros que luego impulsarían la revolución tecnológica, Cook se graduó en ingeniería industrial por la Universidad de Auburn en 1982, y en 1988 terminó un MBA por la ya más conocida Universidad de Duke.

Se inició en el mundo de la industria tecnológica en 1982 en IBM, por aquel entonces considerada por Steve Jobs como la gran rival de Apple.

En 1997 también hizo un breve paso por Compaq, compañía en la que estuvo solamente seis meses. En ambas empresas ostentó cargos ejecutivos de responsabilidad.

Fue en 1998 cuando Steve Jobs le propuso ir a trabajar a Apple.

Cuando ya dirigía Apple, Cook explicaría que aceptó la propuesta de Jobs no tras un análisis racional de sus beneficios y riesgos, si no de forma impulsiva, “seducido” por quien considera un genio de la creatividad.

Pese a dicha decisión impulsiva, quienes lo conocen afirman de Cook que es una persona muy lógica, que sigue los dictados de la mente tras un análisis razonado de las circunstancias.

Es de suponer que una excepción al pensamiento lógico para intentar una aventura que, en el momento, podía ser vista como “romántica” -y que el tiempo ha demostrado como acertada-, es siempre posible.

Cook no entró en Apple en cualquier puesto, sino en el de Vicepresidente sénior para las operaciones en todo el mundo.

Las decisiones que debía tomar Cook se centraban, sobretodo, en los suministradores de componentes.

Racionalizó toda la cadena de adquisición, subcontratando a terceras partes la fabricación de componentes que antes llevaba a cabo la propia Apple, también cambiando la política de stocks.

Con los cambios que introdujo, Apple pudo reducir en gran medida los costes de fabricación, pasando a engrosar su cuenta de beneficios.

Tim Cook puede no ser un visionario en cuestión de tecnología, pero es un excelente administrador y un gran experto en logística, dos aspectos en los que Apple cojeaba un poco y que le vinieron como anillo al dedo en el momento en que él entró a formar parte de la organización.

No obstante, su puesto de trabajo no tenía el glamour para ser conocido por el gran público, así que su figura no era muy conocida fuera de ciertos círculos. Ello hizo que, al hacerse cargo de Apple, fuera un gran desconocido para el público en general e, incluso, para parte de la prensa especializada.

En 2009, durante la primera ausencia de Steve Jobs por razones de salud, Cook ya se hará cargo de la compañía.

Durante esta y las dos posteriores ausencias de Jobs por motivos médicos, Cook se encargará de las decisiones del día a día en Apple, mientras que las líneas de negocio generales y de producto serán decisiones tomadas por Jobs.

El 24 de agosto de 2011, con la renuncia oficial y definitiva de Steve Jobs, Tim Cook se convierte en el nuevo CEO de Apple.

Los motivos de la sucesión no son gratos (la enfermedad de Steve Jobs se lo llevaría en octubre del mismo año), pero Cook acepta la misión y trabaja en Apple en lo que mejor sabe: minimizar costos, optimizar recursos, e incrementar los beneficios.

Los cambios que él ha venido introduciendo en la operativa diaria de la empresa han facilitado que los beneficios de Apple batan récords históricos, en un dinámica de crecimiento que parece no tener fin.

En el apartado de innovación, nuevamente Cook aparece como un excelente gestor, y aunque la marca de la manzana mordida no ha lanzado ningún nuevo formato de dispositivo radicalmente rompedor, ha habido pequeñas contribuciones como el notch de los smartphones que hoy lucen los principales flagship de la mayoría de los fabricantes, aunque antes de que lo luciera el iPhone X, lo hizo el Essential Phone.

habréis notado que en este artículo no hay referencias a su vida personal. Ello es debido a que la mantiene a salvo de miradas indiscretas.

De carácter solitario, no le gusta divulgar su vida privada, por lo que hay poca información y poco contrastada sobre ella.

La única excepción que hace a esta férrea política es sobre su orientación sexual: Tim Cook se ha declarado abiertamente gay. Y ello se explica como un gesto hacia la comunidad, ya que considera que esta declaración pública puede contribuir a normalizar la situación de la comunidad gay en un entorno en la que esta aún sufre discriminación, pese a los logros que se han hecho en la materia en las últimas décadas.

Categorías
Biografía

Bill Gates

Si paramos a cualquier persona en la calle de forma aleatoria y le pedimos que nos dé el nombre de los empresarios relacionados con el sector tecnológico que más le suenen, a medida que aumente la muestra, dos nombres sobresaldrán sobre los demás: Steve Jobs y Bill Gates.

Uno, el factótum de Apple, reconocido internacionalmente como un genio de la creatividad, pero ¿y el otro? Sí, el cofundador de Microsoft y uno de los hombres más ricos (algunos añadirán “y poderosos” de la Tierra. Pero ¿quién es exactamente Bill Gates?

William Henry Gates III, conocido popularmente con el diminutivo de su nombre de pila, Bill Gates, nació el 28 de octubre de 1955 en Seattle, estado de Washington, Estados Unidos, en el seno de una familia acomodada.

Su padre era abogado, mientras que su madre tenía un puesto en el consejo directivo de una pequeña entidad bancaria.

La posición familiar y las conexiones de sus padres, permitieron a Bill abrirse camino en más de una ocasión. Le dieron una esmerada educación, y cultivaron en él y en sus hermanos un gusto por competir y ganar que, a posteriori, harían de Gates un “tiburón” de los negocios, pese a que sus padres habían pensado originalmente para él en la carrera de abogacía.

El primer contacto de Gates con un ordenador se produjo en la escuela Lakeside, en 1968.

Era, obviamente, una máquina muy primitiva en comparación con lo que disfrutamos hoy, pero fue suficiente para despertar algo en el interior del joven Bill, que consiguió incluso que se le dispensara de la asistencia a la clase de matemáticas para poder trabajar en un proyecto de programación en BASIC que ideó para aquel ordenador.

El inquieto Bill Gates pronto comenzó a dominar la máquina hasta tal punto que fue expulsado del grupo de usuarios de ordenadores tras haber sido descubierto hackeando el sistema junto con otros alumnos para obtener más tiempo de uso de máquina.

Uno de sus compañeros expulsados era Paul Allen, con quien posteriormente fundaría Microsoft.

En 1970 Gates, Allen y los demás expulsados realizarían su primer trabajo profesional como informáticos: un programa en COBOL para la gestión de pagos de nóminas.

Su excelente rendimiento en la escuela y en el instituto (Bill Gates es un tipo con una inteligencia excepcional) lo catapultaron a entrar en Harvard, uno de los centros educativos superiores más afamados de Estados Unidos y del mundo entero, aunque Gates no se graduó.

En Harvard conocería a otro de los cofundadores de Microsoft: Steve Ballmer.

En 1975, Gates dirigió, junto a sus compañeros de la recién fundada Microsoft, una jugada que repetiría años después: vender humo a una gran empresa.

MITS era una compañía que fabricaba la computadora personal Altair. Gates se puso en contacto con ellos diciéndoles que su compañía -Microsoft- estaba escribiendo un intérprete de BASIC para esta máquina.

En realidad, no sólo no lo estaban escribiendo, si no que ni siquiera poseían un ejemplar del ordenador para su desarrollo.

Una vez en MITS accedieron a ver lo que estaban haciendo, desarrollaron un emulador del Altair y, sobre este, el intérprete de BASIC. MITS se interesó por el producto y llegó a un acuerdo con Microsoft para distribuirlo.

Gates había demostrado que era muy avispado para los negocios. No sería la última vez.

Fue en esta época también en la que descubrió con estupor que su BASIC para el Altair estaba siendo pirateado. Esta experiencia, contra la que reaccionó con ira, puede haber marcado su futura lucha contra la piratería de software, en la que Microsoft se ha distinguido.

La jugada del Altair le salió tan redonda que Microsoft atrajo la atención de otra empresa: IBM. Con esta conseguiría la jugada de su vida: venderle un sistema operativo DOS pero pudiendo venderlo también a terceros.

La historia es sobradamente conocida, y acaba con una serie de fabricantes de computadoras produciendo clónicos del hardware del primer IBM PC que, para ser totalmente compatibles, solamente necesitaban de utilizar el mismo software. Y este no era otro que el sistema operativo MS-DOS de Microsoft.

Aquí Gates demostró unas dotes de visionario sin paragón que quedarían después empañadas por afirmaciones como que “640 Kb bastarán durante mucho tiempo”.

Con el dominio mundial en la escena de la microinformática de consumo que Microsoft consiguió primero con MS-DOS y luego con Windows, Gates demostró su espíritu competitivo y sus dotes de “tiburón” de los negocios.

Alguien dijo de él que era el único que podía aplacar la ira de Steve Jobs, que sabía cómo hablarle para apaciguar su enfurecimiento. Esto demuestra que sabe leer las situaciones y dirigirse a las personas para “seducirlas”.

No posee el aura carismática de Jobs, que obnubilaba a su interlocutor, pero sí ejerce el don de la empatía, con un punto de superioridad autoritaria que impone.

Una de las pocas veces que perdió su capacidad persuasiva, sería en su testimonio en 1998 por el juicio a las prácticas abusivas en el mercado llevadas a cabo por su compañía.

En dicha comparecencia, Gates se mostró nervioso -hasta el punto de que algunos califican su intervención de “pérdida de papeles”-, dubitativo, agresivo, e incluso a algunos les pareció que se burlaba del juez, del jurado, de los consumidores y de la competencia.

En 1985 Microsoft lanza Windows 1.0, una interfaz gráfica para MS-DOS al estilo ventanas del MacOS (más tarde llamado Classic), a la part que firmaba con IBM para desarrollar OS/2, un sistema operativo profesional más versátil con el que pretendía sustituir al binomio DOS+Windows.

Queda la duda de si Bill Gates ya entró en el acuerdo con IBM sabiendo que iba a salir de él más temprano que tarde para llevarse su experiencia y visión y crear su propia alternativa, o bien si fue algo que salió de forma espontánea.

De hecho, hasta 1990, las versiones del sistema fueron lanzadas conjuntamente y, a partir de dicho año, fueron por caminos separados.

OS/2 fue la fundación para Windows NT, el cual a su vez acabaría siendo la base con la cual Microsoft construiría Windows XP y su dominio absoluto en el segmento de la microinformática.

¿Lo tenía todo calculado Gates? A juzgar por el carácter ganador que le imprimieron sus padres, no sería en absoluto de extrañar. Lo cierto es que la jugada salió así.

El 1 de enero de 1994 Gates contrajo matrimonio con Melinda French (que cambió su apellido por el de su marido, siendo conocida públicamente a partir de entonces como Melinda Gates).

Melinda era empleada de Microsoft cuando su vida se cruzó con la de Gates. Si bien su historia personal no es del dominio público, sí se explica que Gates buscaba una esposa con unas altas expectativas intelectuales, que Melinda cumple. La pareja tiene tres hijos.

En junio de 2006 Gates anunció que dejaría, paulatinamente, sus tareas y responsabilidades al frente de Microsoft, pasando el testigo a un amigo y compañero de fatigas desde el principio de la compañía: Steve Ballmer.

Se reservó, eso sí, un papel preponderante como asesor tecnológico y como supervisor, aunque empezó a dedicar tiempo a la filantropía a través de la fundación que lleva su nombre y el de su mujer.

Gates es uno de los mayores benefactores particulares, y busca utilizar la tecnología en sus proyectos, como en el sanitario químico para regiones deprimidas que no necesita conexión a una canalización (presentado en octubre de 2018).

Ya hace mucho tiempo, cuando Microsoft estaba acabando de consolidar su dominio en el panorama microinformático y Gates ya era multimillonario, hizo patente su intención de dejar la mayor parte de su fortuna a la filantropía.

Como curiosidad, la fortuna de Bill Gates lo ha llevado en varias ocasiones a ocupar la posición número 1 en el ranking de las personas más ricas del mundo, intercambiándosela con el inversor Warren Buffett (con el cual mantiene una relación de amistad), y con el empresario mexicano Carlos Slim.

Categorías
Biografía

Linus Torvalds

GNU/Linux ha supuesto una revolución en el mundo de la informática desde principios de la década de los noventa, conquistando el mundo de los servidores y de los smartphones (Android no deja de ser un sucesor que utiliza el mismo núcleo Linux), aunque dejando como asignatura pendiente los escritorios informáticos, en los que tiene escasa presencia.

Este sistema operativo se compone de varios elementos, siendo el fundamental el núcleo Linux, bautizado así por su creador, el finlandés Linus Torvalds.

Linus Torvalds nació en Helsinki el 28 de diciembre de 1969, hijo del matrimonio compuesto por Anna y Nils Torvalds, ambos miembros de la comunidad sueco parlante de Finlandia.

Tanto la pertenencia a dicha minoría (un 5% aproximadamente de la población de Finlandia, unas 300.000 personas), como la profesión intelectual de sus padres, contribuyeron a forjar en Linus un carácter independiente y curioso, siempre deseoso de saber más y mejorar lo que sea.

Además -y esto ignoro si lo ha heredado también de sus padres- me consta que el creador del núcleo Linux es una persona con un gran sentido del humor, que siempre introduce alguna broma en sus discursos y parlamentos, y que acepta muy bien las bromas que se le hacen.

El interés de Torvalds por los ordenadores se remonta a la tierna edad de los 11 años, cuando tuvo su primer contacto con un Commodore VIC-20.

Esta era una máquina de ocho bits muy popular entre los aficionados a la informática de los años ochenta, y aunque de escasas posibilidades, encandiló de tal forma a nuestro protagonista que marcó su devenir profesional.

En 1986 adquiere un Sinclair QL, el cual modificará ampliamente, incluído su sistema operativo.

En 1988 ingresa en los estudios de computación en la Universidad de Helsinki, que dejaría en suspenso temporalmente al año siguiente para realizar el servicio militar obligatorio, y que retomaría al año siguiente para finalizarlos en 1996.

Fue durante su estancia en la universidad que Linus se topó con el famoso libro Sistemas operativos: diseño e implementación del profesor Andrew Tanenbaum, además de tener sus primeras experiencias con UNIX.

Estos dos factores lo marcaron: hasta ahora, su interés por la informática se había canalizado en investigaciones más o menos orientadas a los sistemas operativos, pero ahora veía un camino claro.

Y de ese camino, a principios del curso lectivo de 1991, nació Linux, un núcleo inicialmente para el sistema operativo MINIX (creado con finalidades educativas por el antes mencionado Tanenbaum), pero que con el tiempo encontraría su lugar con los componentes del sistema operativo que se proyectaba como GNU.

Torvalds no estaba satisfecho con la licencia de MINIX, que era gratuito solamente para finalidades educativas -de hecho, se explica que Tanenbaum le ofreció vender el conjunto de MINIX+Linux-, coincidiendo intelectualmente más con el proyecto libre GNU.

Este último era un sistema operativo que tenía prácticamente todos los componentes necesarios con la excepción del núcleo.

El gran impulso que en esta época Linus le dió a su núcleo de sistema operativo fue en las navidades del 91 al 92, utilizando los días de vacaciones para trabajar fuertemente en su proyecto personal.

Torvalds publicó su propuesta de núcleo en foros de Internet dedicados a sistemas operativos, despertando rápidamente interés y atrayendo propuestas de colaboración, lo que posibilitó desde una fase muy inicial, la creación de una infraestructura humana que llevó hacia adelante el desarrollo de forma que una sola persona no podría ni imaginar.

En todo este proceso, Linus Torvalds mantuvo el control pero de una forma muy consensuada; pese a ser su creación y ser consciente de que él era el último responsable de decidir qué modificaciones se aprobaban y cuáles no, siempre supo argumentarlo y no imponer su criterio sin explicar el motivo.

Esto le permitió levantar una comunidad de desarrolladores fuerte y cohesionada, que han trabajado conjuntamente para crear una de las piezas de software más revolucionarias de todos los tiempos.

Tuvo también el acierto de poner este núcleo bajo licencia libre GPL tras escuchar una conferencia de Richard Stallman, lo que le atrajo grandes simpatías y más desarrolladores a su causa.

En 1993 conoce a su futura mujer, la campeona finlandesa de kárate Tovi Monne

Fue en la universidad, durante un curso en el cual Linus, como profesor de informática, daba una clase a la que asistía Monne. Una vez ya casados, tendrían tres hijos.

1996 marca un punto y seguido importante en su carrera, pues se traslada a los Estados Unidos (país del que posteriormente adquirirá la nacionalidad) para trabajar en Transmeta, una fabricante de microprocesadores.

Durante un tiempo, Transmeta se hizo famosa por su línea de chips Crusoe, que prometían potencia y grandes posibilidades de ejecución de software gracias a un sistema de interpretación de instrucciones, por un bajo consumo.

Los resultados de la compañía fueron, no obstante, discretos, en parte porque Intel (como ya hiciera con Via e intentara con AMD) consiguió expulsarla del mercado. Torvalds la abandonó en 2003.

Posteriormente, pasaría a trabajar para el Open Source Development Labs, el cual se convertiría en 2007 en la Linux Foundation tras su fusión con el Free Standards Group. Linus todavía trabaja para la Linux Foundation.

Linux es el trabajo de la vida de Linus, y buena prueba de ello es que desde que puede dedicarse a tiempo completo a su desarrollo, así lo hace.

Desde 2010, Linus es también ciudadano estadounidense, país en el cual reside y trabaja. Vive de forma sencilla, y aunque es probable que pudiera figurar mucho más en el star-system tecnológico, deja de lado dicho papel para dedicar tiempo a su trabajo y su familia.

Categorías
Biografía

Jimmy Wales

¿Sabías que el fundador de Wikipedia fundó esta celebérrima enciclopedia libre tras fracasar empresarialmente con un sitio web de erotismo/pornografía? Pues aunque suene a historia descabellada que uno se inventa para sorprender a sus amigos y conocidos en una noche de fiesta, es la pura verdad.

Jimmy Wales, nacido el 7 de agosto de 1966 en Huntsville, Alabama, es el fundador de la enciclopedia en línea Wikipedia, que ha dado forma a la manera de trabajar colaborativamente en la red.

Aunque el concepto de Wiki es anterior a la Wikipedia, la forma de trabajar de esta y de sus editores, el look&feel de la enciclopedia abierta, e incluso su editor, han moldeado las herramientas con las que trabajamos hoy en día y como son muchas de las páginas web que visitamos.

Examinemos ahora la trayectoria biográfica de Wales para poder entender un poco mejor el fenómeno que ha contribuido a crear.

Buena parte del porqué de la Wikipedia podemos encontrarlo remontándonos a los años infantiles de Jimmy, su educación escolar y su gusto por leer.

La madre y la abuela de Wales regentaban una pequeña escuela privada en la que él inició su aprendizaje, y ya de bien pequeño le regalaron una completa enciclopedia que, a la que empezó a aprender a leer, también empezó a devorar (metafóricamente hablando, claro…).

En esas raíces lectoras y en esa primera enciclopedia podemos encontrar la semilla que germinaría, años más tarde, en la Wikipedia.

El conocimiento de Internet y el interés por la red de redes le vienen a Wales de sus años universitarios en la Universidad de Alabama, aunque básicamente utilizaba la tecnología para disfrutar de juegos de rol online.

En 1986 se casa -¡a la tierna edad de 20 años!- con Pamela Green, a quien conoció en Alabama mientras estudiaba. El matrimonio finalizará en 1993.

Mientras cursa estudios en la universidad, lee también sobre filosofía y economía, convirtiéndose en libertario con una conciencia social. Así, ha simpatizado con movimientos como Occupy Wall Street, aunque a priori parecería que esto va contra las ideas más liberales que él profesa.

En 1994 entra en su primer trabajo en la financiera Chicago Options Associates, pero su voluntad es ser un emprendedor de Internet, así que en 1996 funda su propia compañía: Bomis.

Este es el sitio erótico/pornográfico que antes he comentado, y que cofundó junto a dos socios más. El negocio no prosperó, echando el cierre en 2007 después de haber incursionado en múltiples sectores para hacer viable el proyecto. Wikipedia, de hecho, empezó siendo un proyecto bajo la cobertura de Bomis.

Parecería que este debía ser el momento de la iluminación, de plasmar Wikipedia en la red, pero la enciclopedia libre todavía tardaría un poco más en llegar. Antes, Wales debía recorrer un paso intermedio y casarse por segundo vez con Christine Rohan (en marzo de 1997), de la que se divorciaría en 2011.

Ya por aquel entonces (estamos hablando de 1998/99), el interés de Wales por crear una enciclopedia online abierta a todo el mundo era patente, y la idea cristalizaría a principios de 2000 en Nupedia.

Nupedia tenía una filosofía de redacción de artículos diferente de Wikipedia: en vez de ser una iniciativa colaborativa, estaba fuertemente dirigida y controlada por una estructura directiva en forma de árbol invertido.

Los artículos los redactaban voluntarios, pero se exigía que el material lo revisaran expertos en las distintas materias, que actuaban como superiores de los voluntarios. Cada artículo era redactado, pues, por una persona con supervisión de otra, añadiendo a todo ello las correcciones adiciones, supresiones y posibles nuevas fuentes de documentación.

El objetivo final era, a nivel básico, el mismo que la Wikipedia: publicar una enciclopedia online de consulta gratuita.

No obstante, y a diferencia de la Wikipedia, Nupedia buscaba el beneficio económico mediante la inserción de publicidad. Pero presentaba a un gran problema que parecía insalvable: la forma de trabajar llevaba a que el proceso para añadir artículos o publicar las revisiones fuera lento y pesado y, como consecuencia, el crecimiento del número de artículos en Nupedia era muy lento.

Fue uno de los socios de Wales en Nupedia, Larry Sanger, quien le mostró el concepto de Wiki que, por entonces, ya era el que tenemos hoy, pero era todavía muy desconocido.

Inicialmente, tanto Sanger como el mismo Wales, vieron en la filosofía y el formato de trabajo de la Wiki, una potencial herramienta de trabajo interna para Nupedia, pero no una revolución de la forma de publicar en sí misma.

Para utilizar la nueva herramienta, establecieron un nuevo dominio y la lanzaron el 12 de enero de 2001. El resultado que dió les sorprendió hasta tal punto que enseguida vieron el potencial que la Wiki escondía tras de sí.

La historia de Wikipedia -que ocuparía todo un artículo entero y que escapa a la intención de este- empieza aquí, y ha ido corriendo en paralelo a la vida de un Jimmy Wales que se ha hecho conocido gracias a este proyecto.

Wikipedia rápidamente superaría a Nupedia en cuanto a entradas y colaboradores, revelándose como la publicación a potenciar ya que sus posibilidades eran mucho mayores.

El éxito de la Wikipedia alimentó el ego de Jimmy Wales, hasta tal punto que pronto empezó a atribuirse todo el mérito en solitario de la creación del invento, eliminando cualquier referencia al nombre de Larry Sanger.

Pese a esto, las pruebas demuestran fehacientemente que Sanger es, junto a Wales, en toda regla co-creador de la Wikipedia.

Él mismo (Wales) se ha autodefinido sin muchos reparos como el “monarca constitucional” de Wikipedia, además de haber editado su propia biografía en la enciclopedia en línea (práctica, por cierto, muy mal vista por parte de los editores, que rápidamente deshicieron los cambios llevados a cabo por el propio interesado). No sería la única vez que acusarían a Wales de intentar manipular contenido de la Wikipedia.

En 2003 fundó la Wikimedia Foundation, que es la entidad sin ánimo de lucro a la cual traspasó el control sobre Wikipedia, aunque teniendo un rol representativo que todavía a día de hoy (*septiembre de 2018) mantiene.

De hecho, ha sido acusado varias veces de cargar a cuenta de la Wikimedia Foundation gastos que le corresponden a él personalmente, pero hasta la fecha siempre ha salido indemne de las acusaciones.

Jimmy Wales ha intentado construir varios negocios a partir de su experiencia con Wikipedia, como Wikia, aunque no aparece en las listas de los multimillonarios tecnológicos.

No obstante, disfruta de una buena posición, habiendo sido, por ejemplo, co-presidente de la edición de 2008 del World Economic Forum de Oriente Medio, o habiendo asistido a las reuniones de la misma organización en Davos, además de colaborar con Google (es de suponer que de forma remunerada).

Fue precisamente en Davos donde conoció a su tercera esposa, Kate Garvey, con quien contrajo matrimonio en 2012. El matrimonio tiene dos hijas, a las que hay que añadir una tercera para Wales, fruto del anterior matrimonio con Christine Rohan.

El perfil del fundador de Wikipedia apunta a alguien que no ha sabido canalizar el éxito personal obtenido con el proyecto a otras iniciativas empresariales que le dieran el dinero y la fama necesarios para equipararse a empresarios del sector tecnológico como Bill Gates, Steve Jobs o Jeff Bezos, por citar sólo algunos.

Categorías
Biografía

Elon Musk

Cuando el emprendedor que está detrás de la marca de coches eléctricos Tesla dejó de ser el CEO de la compañía (*Septiembre de 2018), ha sorprendido a toda la opinión pública que sigue estos temas. Más que nada porque decir Tesla era prácticamente decir Elon Musk, su cara se asociaba a la compañía que cofundó, al igual que Bill Gates se homologa a Microsoft, o Steve Jobs a Apple, aunque el primero se retirara hace tiempo y el segundo muriera. Pero ¿quién es el ambicioso Elon Musk?

Elon Reeve Musk nació el 28 de junio de 1971 en Pretoria (Transvaal, República Sudafricana) en el seno de una familia media.

Sus padres se divorciaron en 1980, y él pasó a vivir la mayor parte del tiempo con su padre, un ingeniero electromecánico, piloto y marinero, en un suburbio de Pretoria. Podemos decir sin miedo a equivocarnos, que la influencia para que Musk orientara su devenir profesional en el campo de las tecnologías le vino de su padre, además de su pasión por la carrera aeroespacial.

No obstante, y pese a ser una persona dotada para la ciencia y la tecnología, Musk tiene también dotes innatas para los negocios, una combinación difícil de encontrar en una sola persona, y pese a sus fallos en Tesla. Estos últimos son evidentes para algunas personas, aunque no tanto para la mayoría (por lo menos, no hasta que se han hecho visibles públicamente, aunque ya se sabe que a toro pasado…).

Musk tiene triple ciudadanía: sudafricana y canadiense por su padre y su madre respectivamente, y norteamericana, ya que de joven quiso emigrar a los Estados Unidos para perseguir sus sueños, cosa que consiguió a través de Canadá (algo que es mucho más fácil), utilizando para ello el pasaporte canadiense que posee por su madre.

De joven, Elon Musk destaca también su avidez por la lectura, con un especial interés en la ciencia ficción. Él mismo se ha declarado fan de Isaac Asimov, y el libro La Fundación es uno de sus libros de cabecera, además de se el que despertó su interés en la carrera espacial que desembocaría, a posteriori, en la fundación de su compañía aeroespacial SpaceX. pero no adelantemos hechos.

Su carrera como empresario empezó pronto, en 1995, cuando con su hermano Kimbal montó Zip2, una compañía que proporcionaba soluciones de mapas y guías de ciudades a publicaciones online como periódicos

Entre los clientes de esta compañía se encontraban rotativos de tanto prestigio como The New York Times o el Chicago Tribune. Finalmente, la compañía fue vendida a Compaq, y Musk sacó una buena taraja (de varios millones de dólares), lo que le permitió invertir en sus siguientes negocios.

No es un modus operandi extraño para Musk, que ha construido su imperio realizando un par de ventas de compañías que había fundado, teniendo un perfil cercano a lo que se conoce habitualmente como emprendedor en serie.

En 1999, y con parte del dinero de la venta de Zip2, Musk funda otra compañía, X.com, la cual ofrece servicios financieros online entre los cuales destaca el pago vía e-mail. Dicha compañía se fusionaría en 2000 con Confinity, que poseía un servicio de pagos similar pero de nombre ahora muy habitual: Paypal.

Musk acertó en su visión de lo que necesitaba el mercado (es de pensar que no él en solitario, sino que en la definición última de Paypal también entró un equipo humano compuesto por diversas personas), y actualmente la compañía que ayudó a crear se ha convertido en un gigante de los pagos online a nivel mundial.

Paypal opera hoy como la hizo en el momento de su fundación: poniendo por delante la seguridad y la privacidad del cliente, ya que este realiza el pago mediante su dirección de correo electrónico, por lo menos de cara a la otra persona, siendo este el único dato que trasciende.

Cierto es que, para utilizar el sistema de Paypal, es necesario dar datos a la compañía como un número de cuenta o tarjeta de crédito, pero estos no llegan a manos de la persona o empresa a la que realizamos el pago -por lo menos, en teoría-.

En 2000 también se casó por primera vez con Justine Wilson, una escritora canadiense a quien había conocido en la universidad. Ambos sufrirían la desgracia de perder a su primer hijo a los dos meses y medio después de su nacimiento por muerte súbita infantil. Posteriormente tendrían cinco más (mellizos y trillizos) gracias a la fecundación in vitro.

El éxito de Paypal llevó a eBay a adquirir la compañía en octubre de 2002, lo que supondría el espaldarazo definitivo para Paypal.

Para Musk, la operación significó un incremento nada desdeñable para sus arcas: 165 millones de dólares. Había llegado el momento de ir a por su gran sueño: el espacio.

Ya cuando todavía formaba parte del consejo de administración de Paypal, Elon Musk empezó a estudiar la posibilidad de formar su propia compañía aeroespacial, en aquel momento (principios de la década de los 2000) adquiriendo misiles intercontinentales a Rusia que, debidamente modificados, podrían situar cargas en el espacio.

No obstante, la vertiente emprendedora y empresarial de Musk lo llevó a calcular que salía más a cuenta construir sus propios cohetes mediante una aproximación de ingeniería modular adoptada del mundo del software que tan bien conocía.

En mayo de 2002 Musk fundaba SpaceX con una inversión de 100 millones de dólares fruto de la venta de Paypal.

Desde entonces, SpaceX ha conseguido lanzar exitosamente varios cohetes al espacio, situando en órbita diversos satélites. Incluso ha conseguido contratos con la NASA, siendo el primer contratista privado que ha hecho llegar uno de sus vehículos a la ISS (Estación Espacial Internacional, por sus siglas en inglés).

Pero sin lugar a dudas, una de las mayores consecuciones de SpaceX ha sido la recuperación mediante aterrizaje en una plataforma de la primera fase de uno de sus cohetes Falcon 9.

Esto abre la puerta a ampliar la reutilización de componentes espaciales, lo que a su vez permite recortar el gasto. En 2016 la compañía de Musk sube la apuesta, recuperando la fase inicial de un cohete Falcon 9 desde un barco.

Gracias a SpaceX, Musk ha cumplido sus sueños de juventud, cuando era un ávido lector de Isaac Asimov, aunque le queda uno pendiente.

La ambición confesa de Musk es mandar personas a Marte, y ya ha declarado que tiene planes para establecer una colonia marciana a mitad de este siglo, más o menos.

Volvamos ahora atrás en el tiempo, hasta 2003, cuando se funda Tesla. Como podemos ver, la fundación de esta empresa se solapa con la de SpaceX. Musk es un trabajador y empresario nato capaz de gestionar varios proyectos de forma simultánea… aunque no exento de polémica.

Ya en su época de Paypal, fue apartado de su puesto de CEO por el consejo ejecutivo debido a discrepancias sobre temas técnicos y de orientación de la empresa.

Volviendo a Tesla, la intención de Musk ha sido siempre la de construir un vehículo eléctrico asequible para cualquiera y con un diseño que no tuviera nada que envidiar a los coches de motor, un aspecto que los grandes fabricantes tendían a olvidar a principios de los 2000.

Pero, al mismo tiempo, en Tesla sabían que por algún sitio debían empezar, y el lanzamiento de una berlina o coche de ciudad les encasillaría como “otro fabricante de coches eléctricos más”. Así nació el proyecto del Tesla Roadster, un superdeportivo impulsado por motor eléctrico.

El gran éxito del Roadster, que actuó también como demostrador comercial de la tecnología eléctrica de Tesla, llevó a la compañía a poder afrontar la siguiente fase: producir un coche de gama media-alta.

Otro motivo para la fundación de Tesla es la creencia de Musk que la futura conquista de Marte va inextricablemente unida al uso de vehículos eléctricos, ya que en Marte no hay atmósfera, imposibilitando el uso de vehículos a motor.

La estrategia trazada por Elon Musk ha llevado a Tesla a ser un jugador global (por ejemplo, en 2017 fue la fabricante automovilística que más coches vendió en Noruega, gracias a que la adquisición de un vehículo eléctrico está fuertemente financiada por el gobierno de aquel país).

En 2006 también se lanzó a construir sistemas de generación de energía eléctrica para domicilios y edificios fundando la empresa SolarCity, que fue adquirida posteriormente por la misma Tesla, integrando los productos de esta en su propia cartera.

En 2010 se casó por primera vez con la actriz inglesa Talulah Riley, de la cual se divorciaría en 2012 para volver a casarse en 2013 y volver a divorciarse, esta vez definitivamente, en 2016. Con posterioridad, se lo ha vinculado sentimentalmente a la actriz Amber Heard.

Hyperloop es la otra marca fundada por Musk, esta en agosto de 2013, la cual busca revolucionar el transporte.

La idea de revolución como forma de evolución de la humanidad es una constante en los proyectos de Musk, especialmente desde que su posición económica se lo ha permitido.

El plan subyacente en Hyperloop es el de crear un vehículo similar a un tren, a ras de suelo, pero con velocidades supersónicas, que facilitaría el traslado entre dos puntos geográficamente distante en poco tiempo, haciendo la competencia al avión, y de forma mucho más limpia para el medio ambiente.

La inteligencia artificial, con OpenAI (fundada en 2015), y la neurología con Neuralink (fundada en 2016), son otros de sus puntos de interés que ha convertido en negocio.

En 2018, Musk se ha visto inmerso en varias polémicas que han deteriorado su imagen pública.

Así, su intento de ayuda (o de captar protagonismo, según han dicho algunos) a los niños tailandeses encerrados en una cueva debido a una crecida de las aguas (*en julio de 2018) acabó con un cruce de insultos entre Musk y algunos de los responsables del finalmente exitoso rescate vía Twitter.

Musk, que había planteado el uso de un pequeño submarino para sacar a los niños de la cueva en la que se encontraban (ellos no sabían nadar), hizo construir el aparato a los ingenieros de SpaceX, pero los responsables del operativo de rescate consideraron que era demasiado impráctico para utilizarlo realmente, así que acabaron desestimando la propuesto, lo que molestó en gran medida a Musk.

Algunas voces han sugerido que, debido a su gran éxito en anteriores aventuras empresariales, Elon se ve a sí mismo como alguien que toma siempre las decisiones acertadas y, por lo tanto, no admite que le contraríen.

Sus declaraciones en Twitter, como las ya vistas además de una pesada broma en el April fool’s day sobre la viabilidad de Tesla, y los números no tan buenos como se esperaba de esta empresa, han llevado finalmente a que Musk fuera relevado (*en septiembre de 2018) de su cargo de CEO en la fabricante de automóviles eléctricos.

Musk también despliega una intensa actividad política, sobretodo en la sombra, como donante y lobbista.

Se ha reunido con los principales líderes políticos norteamericanos, como el actual presidente Donald Trump, de ambos partidos, tanto el Republicano como el Demócrata, al igual que dona dinero a ambas formaciones.

Esto tampoco es tan raro en los Estados Unidos, y le permite, como él mismo afirma, hacerse escuchar por todos.

Musk es una persona muy inteligente, un hombre de negocios talentoso y visionario, pero sus éxitos han dado al traste con una parte de su humildad. No obstante, su nombre está sin lugar a dudas destinado a ser preservado en los libros de historia como uno de los grandes emprendedores.

Categorías
Biografía

Mark Zuckerberg

Fue algo así como el enfant terrible de las startups tecnológicas del Silicon Valley, alguien capaz de poner en su tarjeta de visita I’m CEO bitch (si no sabes inglés, busca la traducción en Google Translate, porque yo prefiero no ser políticamente incorrecto, por lo menos no por esto), visto por muchos en sus primeros tiempos como un rebelde, pero este con causa (la de mejorar el mundo), y más actualmente como un voraz monstruo de los negocios que sería capaz de vender a su madre por el precio adecuado.

¿Qué es y que deja de ser el creador de Facebook? Es probable que no lo sepamos nunca (no al menos si no llegamos a conocerlo en persona), pero tal vez un acercamiento biográfico nos permitirá hacernos una idea más aproximada.

Mark Elliot Zuckerberg, más conocido por todos como Mark Zuckerberg, nació el 14 de mayo de 1984 en White Plains, Nueva York, en el seno de una familia de clase media. Ya en sus primeros años destacó en los estudios.

Sacaba buenas notas, hasta tal punto que fue traspasado de una escuela pública a una privada para aprovechar mejor su dotada inteligencia. Destacaba en varias materias, como matemáticas o física.

Se da la circunstancia que llegó a acudir a uno de los campamentos de verano de la universidad privada John Hopkins, una de las más importantes instituciones académicas del mundo, también dedicada a la investigación.

En el instituto entró en contacto con la programación de computadoras, una disciplina de la que gustó especialmente y que marcaría su vida.

Zuck excelía en este campo, habiendo tomado clases y también desarrollado sus habilidades de forma autodidacta. Es una persona extremadamente inteligente, además de poseer una vasta cultura forjada en sus años de estudiante, lo que le permite ser un gran conversador.

Quienes le conocen, afirman que es una persona que sabe leer al interlocutor que tiene delante y adaptarse a sus circunstancias, lo que quiere decir que es capaz de ser correcto y pulido si ve que es lo que prefiere este, o bien políticamente incorrecto si nota que su interlocutor está más en dicha “onda”.

Tras terminar sus años escolares, Mark ingresó en Harvard, una de las instituciones educativas más prestigiosas del país y del mundo.

En dicha universidad, como podéis imaginar, estudió computación, aunque también… psicología. Esto demuestra la personalidad multifacética de Zuck y sus múltiples intereses. Además, alguien con conocimientos de psicología está preparado para negociaciones arduas y para conocer mejor al público al que dirige sus productos. No es descabellado pensar que Mark estudiara psicología teniendo en mente una próxima carrera como emprendedor.

Fue en Harvard donde creó CourseMatch, un programa que permitía a los estudiantes elegir asignaturas en función de las que otros ya habían elegido, y posteriormente Facemash, una suerte de Tinder avanzado a su época.

Aparte de la semejanza en el nombre, Facemash también fue el embrión técnico de Facebook. Permitía elegir cual era la persona más atractiva de entre dos fotos presentadas en pantalla.

Aquellos de vosotros que hayáis visto el film La red social, protagonizado por Jesse Eisenberg en el papel de Mark Zuckerberg, habéis visto una descripción bastante detallada de los hechos que sucedieron.

Lo que pasó a partir de aquí depende de la versión que creáis, y la historia es suficientemente conocida.

O bien Mark Zuckerberg robó la idea de tres compañeros de la universidad (los hermanos Cameron y Tyler Winklevoss, y Divya Narendra), o bien estos quisieron aprovecharse de la iniciativa de Mark de crear TheFacebook (que posteriormente eliminaría el “The” de su nombre). Lo cierto es que acabó habiendo un acuerdo comercial entre las partes.

A partir de aquí se acaba el Mark Zuckerberg estudiante y empieza la faceta del Mark Zuckerberg empresario, con una explosiva expansión de la red social que acababa de crear.

Era una tecnología y un formato novedoso para la época (estamos hablando del 2004), y aunque al principio estaba limitada a universidades, pronto la ambición de Zuckerberg la hizo expandirse sin fronteras, y no sólo en los Estados Unidos, si no por el mundo.

La fulgurante expansión de Facebook es una demostración más de la inteligencia de Mark Zuckerberg y de su saber hacer con aquellos con quienes trata y negocia.

No obstante, el mercado también parece haberle empezado a dar la espalda, especialmente el sector más joven, por ello su empresa se hizo con Instagram (en 2012), una red social por aquel entonces muy prometedora, y posteriormente con WhatsApp (en 2014), una realidad muy consolidada en la mensajería instantánea.

El resto es historia; Zuck es una de las personas más ricas de la tierra, con una fortuna que, eso sí, está sujeta a los vaivenes de la bolsa, y aunque se ha labrado una imagen de chico sencillo que sigue siéndolo pese a todo el dinero, lo cierto es que aquellos que lo conocen bien, afirman que es consciente del poder que se acumula en sus manos, y obra en consecuencia.